El cuervo

Anoche me dijo un cuervo que me amaba Pero yo no le creí, pues… los cuervos no hablan Cerré los ojos y tapé mis oídos, abrí mi boca para protestar Pero el cuervo emprendió el vuelo y miré a través de él Viajé por la oscuridad y me maravillé por la nitidez de las sombras …